,

Los diez mandamientos del buen estudiante

Los diez mandamientos del buen estudiante:

Te presentamos un breve compendio de las diez normas fundamentales para optimizar el rendimiento de un estudiante.

-Disponer de una habitación tranquila, alejada de cualquier elemento de distracción, con una mesa y una silla con respaldo, adecuadas ambas a nuestra altura.

-Organizarse previamente para tener en ese escritorio todo lo necesario para estudiar: libretas, apuntes, libros, iPads…

-Establecer un plan de estudio semanal factible, adecuándolo a nuestras otras obligaciones personales.

-Decidir el horario de estudio con la premisa de que sean momentos del día en que estemos descansados y concentrados.

-Establecer periodos de descanso breves, de unos 10 minutos, para no saturar nuestra mente.

-Conviene concederse un tiempo de descanso al regresar del colegio o universidad e, inmediatamente después, estudiar.

-No ver la televisión antes de estudiar ni durante los tiempos de descanso. La televisión es un elemento distractor que absorbe la concentración y reduce la capacidad de aprendizaje.

-Abordar las tareas más exigentes al principio y dejar las más sencillas (subrayar temas, realizar esquemas…) para más tarde, cuando probablemente estemos más cansados.

-Cumplir el hábito de estudio diario para evitar sesiones intensivas de estudio los días previos al examen, lo cual induce a bloqueos y perjudica la capacidad de asimilación y comprensión natural.

-Cuidar la parte fisiológica, en base a tres premisas fundamentales: dormir bien (un mínimo de ocho horas diarias), comer bien (una dieta rica y variada que incluya verdura, pescado y fruta) y realizar ejercicio físico a menudo.

Ahh y recuerda que la norma principal del estudio es ponerse a estudiar 🙂

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *